- Publicidad-
Cabina:
Telef: 051352200
Cel: 951300561 
Escríbanos:
[email protected]
[email protected]
CIUDADANA DEL BICENTENARIO
domingo, 23 enero 2022
InicioRegionalLos pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el...

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde

El pasado lunes 13 de diciembre, se llevó a cabo el I Foro Internacional Andino: Minerales de Transición, Empresas y Derechos Humanos con la participación de panelistas de Colombia (Centro de Información sobre Empresas y Derechos Humanos con sede en Inglaterra), Argentina (comunidad El Angosto), Chile (observatorio ciudadano de Chile), España (Plataforma Stop Uranio de Salamanca) y Perú (Ministerio de Justicia, Defensoría del Pueblo y Plataforma de la sociedad civil sobre empresas y derechos humanos), con el objetivo de impulsar el involucramiento de miembros de comunidades campesinas, dirigentes, defensores y defensoras ambientales de Puno, y propiciar la discusión sobre empresas y derechos humanos con enfoque a minerales de transición.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO
- Publicidad-

El evento agrupo a pobladores las provincias de Carabaya (Macusani, Corani), zona de influencia del proyecto de litio y uranio, Lampa y Melgar (Ocuviri y Llalli), afectados por la contaminación ambiental ocasionado por la minera Aruntani S.A.C., pobladores de Coata expuestos a metales pesados por la contaminación del agua, y defensores ambientales de Ayaviri, Juli, Chucuito, Kelluyo, Acora, Coasa, Sandia, Puno, entre otros del departamento de Puno.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO

De los panelistas del primer panel denominado “situación y riesgos potenciales de las comunidades en contextos de minería de minerales de transición” se resalta la problemática similar entre Chile y Argentina relacionada a la escasez hídrica, vulneración de derechos de los pueblos indígenas y crisis política nacional causadas por la explotación de litio en sus territorios. La problemática ocasionada por la llamada “transición energética” de los países del primer mundo, se expresa en Sudamérica como más conflictividad socioambiental, menos agua y más criminalización según refieren los panelistas de Chile y Argentina. Por último, se resalta la participación de la Plataforma Stop uranio de Salamanca, España, quienes presentaron su experiencia de resistencia por la salud y la vida contra la empresa “Berkeley minera” que buscaba extraer uranio en el oeste de España, exhortando al final a la población de la región de Puno, a no permitir la extracción de uranio, ya que el mineral radioactivo es muy peligroso para la salud de las personas y el medio ambiente. La frase más resaltante fue: “Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde y sustentar las necesidades de consumo del viejo mundo”.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO
- Publicidad -

Amanda Romero, Centro de Información sobre Empresas y Derechos Humanos, manifestó que están en permanente seguimiento en el marco del Convenio 169 de la OIT, Pactos Internacionales y Convenciones de la ONU; a más de 10 mil empresas a nivel mundial, exigiendo a que rindan cuentas, respecto a la contaminación ambiental en los procesos de extracción de los recursos naturales, y sobre los ataques a personas defensoras del medio ambiente.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO

El panel denominado “principios rectores de EEDDHH: balance de avances y desafíos” contó con la participación del Ministerio de Justicia, Defensoría del Pueblo y Plataforma de la sociedad civil sobre empresas y derechos humanos, resaltándose la existencia de normas internacionales como pactos internacionales (convenio 169 de la OIT) y convenciones (ONU) que son de obligatorio cumplimiento para los gobiernos. Resaltándose que los Estados tienen la obligación de ofrecer protección frente a la vulneración de derechos, una realidad que parece alejarse en la cuenca Coata, cuenca Llallimayo y el distrito de Ocuviri.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO
- Publicidad -

Desde hace mucho tiempo, el dialogo entre comunidades, gobierno y empresas mineras, no logra alcanzar un acuerdo mutuo. En muchos casos las comunidades campesinas siempre quedan en desventaja frente a la unidad entre empresas y el Gobierno. Ante este hecho, el Dr. Edgardo Rodríguez, Ministerio de Justicia y Derechos Humanos del Perú, manifestó que el Plan Nacional de Empresas y Derechos Humanos busca el dialogo con igualdad de condiciones entre estos tres actores.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO

Por su parte, Jacinto Ticona, Defensoría del Pueblo, subrayó que los impactos ambientales, y sociales, ocasionados por la minería generan protestas sociales. Los pueblos indígenas toman esta postura, porque sienten que está en peligro sus territorios, el agua y sus formas de vida.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO

Abel Gilvonio, Plataforma de la sociedad civil sobre empresas y derechos humanos, remarcó que existen campañas comunicacionales que deslegitiman a los defensores ambientales, calificándoles de terroristas. Desde la óptica empresarial, todas sus acciones son buenas, y que los dirigentes hacen mal con oponerse a las actividades extractivas que dañan el medio ambiente. Referente a litio, puntualizó que se debe conocer todos los riesgos que implica la extracción del mineral, en el agua, salud y derechos humanos, especialmente de los pobladores de la zona de influencia directa e indirecta.

Los pueblos indígenas no pueden ser la moneda de cambio para el desarrollo de la economía verde | Foto: DHUMA PUNO

Por último, se resaltan como conclusiones que aún quedan tareas pendientes para lograr la implementación efectiva del Plan Nacional sobre Empresas y Derechos Humanos, tratados vinculantes, principios rectores y la diligencia debida, siendo los principales desafíos la ausencia de incorporación de los documentos nacionales e internacionales sobre empresas y derechos humanos en la práctica, presiones por captura corporativa (gobierno sometido al interés corporativo), puertas giratorias (trabajadores empresariales que trabajan en el gobierno y regresan a su empresa), y por lo tanto continúan violaciones de derechos humanos.

Nota:

De acuerdo a Ingemmet, las 167 cuadrículas de concesiones mineras de la empresa Macusani Yellowcake se sitúan alrededor y sobre a la nevada Quelccaya. Concesión minera con código N° 010148007, con el nombre COLIBRI XXXIX, de 900 hectáreas, de la titularidad de Globald Gold, hoy Macusani Yellowcake, se encuentra sobrepuesta en centro de la nevada en mención.

Nevada Quelccaya es el glaciar tropical más grande del mundo, se ubica al sureste del Perú, a más de 5600 msnm y se asienta en la cordillera Vilcanota. Tiene una longitud que supera los 17 km, una superficie de 44 km² y una capa de hielo de 200 m de espesor. Desde 1974 es considerado como un ‘termómetro’ mundial, que mide las consecuencias del calentamiento global, que está a cargo del científico Lonnie Thompson, investigador principal del Centro de Investigación Polar y Climática Byrd del Estado de Ohio, Estados Unidos.

- Publicidad -

- Publicidad -

Articulos relacionados

- Publicidad-