Según datos estadísticos, en el Perú, de cada 10 peruanos, 3 han sufrido algún robo o asalto y 9 de cada 10 personas siente que en algún momento va a ser víctima de un robo o asalto y ante este problema, la Oficina de la Defensoría del Pueblo de Puno realizó una jornada de información sobre los derechos que tiene el ciudadano a vivir en un ambiente seguro y tranquilo.

Esta actividad se desarrolló hoy en el Parque Pino de la Ciudad del Lago, donde se ha orientado a la población que debe reportar a la Defensoría del Pueblo si en su barrio hay zonas oscuras que son un riesgo; espacios abandonados que pueden ser recuperados, dijo la responsable de actividades de promoción de esta entidad, Miriam Escalante.

En caso de que haya delincuentes o actos delincuenciales en sus zonas, estos deben ser reportados a las autoridades policiales o al personal de seguridad ciudadana, indicó.

Señaló que para hacer frente al problema de la inseguridad, se ha conformado el Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana, y los comités provinciales y distritales de seguridad ciudadana, cuyos integrantes deben realizar actividades para garantizar la seguridad de los ciudadanos, declaró.


Redacción: MYCH